lunes, 12 de noviembre de 2018

Aprende a masajear tu rostro y transfórmate



Los masajes faciales en la actualidad se han convertido en la mejor opción que tienen las mujeres y porque no también los hombres de mantener un rostro joven y saludable, para nadie es un secreto que el tiempo no pasa en vano, es por ello que a ciertas edades que varían de acuerdo a cada persona, se comienzan a observar manchas en la cara, arrugas pueden verse con más facilidad en el borde de los ojos, en la frente, alrededor de los labios o en el cuello, en la actualidad son innumerables las opciones en el mercado para combatir este proceso, desde cremas hasta cirugías invasivas, se debe destacar que no todas las personas tienen acceso a los todos estos tratamientos que algunas veces son muy costosos y hasta inaccesibles, es por tanto que aprendiendo a masaje nuestro rostro tendremos la posibilidad de mejorarlo fácilmente sin dolor y con un presupuesto muy bajo.

Cómo combatir las arrugas


Para combatir las arrugas de la frente y tenerla lisa como en nuestros mejores años, es necesario colocar la yema de los dedos en el centro de la frente y muy suavemente extender el masaje hacia afuera, para luego regresar al lugar de inicio y repetir el proceso, cabe destacar que hacerlo como rutina diaria te dará mejores resultados.

Con este masaje en el área de la frente liberas tensiones logrando beneficiar la circulación en el área lo que poco a poco te dara una mejor apariencia, el aceite de almendras es el indicado para acompañar este masaje ya que te da la facilidad de deslizar mejor los dedos índice, medio y anular durante el masaje, además de dejarte una agradable fragancia.

La líneas de expresión que se presentan a los lados de la boca, muchas veces no nos dejan reírnos con confianza, es por ello que el tipo de masaje que se recomienda en esta área; es estirar con los dedos pulgares el área como intentando buscar una sonrisa sin manifestar tu ninguna expresión en el rostro, deslizas los pulgares hacia tus orejas, y luego regresas a la posición inicial debes ejercer un poco de presión en la zona, para este masaje es recomendable hacerlo con una crema que regenere tejidos que sea de tu preferencia.

Las arrugas alrededor de los ojos conocidas como patas de gallo, son más comunes de lo que te imaginas, para esa zona recomendamos que el masaje se haga cerrando los ojos y con la palma de la mano hacer presión sobre los parpados, llegas hasta la parte superior de tus orejas, posteriormente usando tu dedo índice, medio y anular toca la parte inferior del ojo, subiendo lentamente hacia la parte superior del parpado una vez allí masajeas suavemente esa zona, esto te ayudara a relajar la expresión del rostro en esa zona y haciéndolo regularmente te podría evitar las terribles bolsas que se notan debajo de los ojos.

Las ruedas de pepino, manzana o zanahorias frías alrededor de esa zona también relajan y te darán una apariencia más joven y lo mejor lo puedes realizar tu misma en casa.

En el cuello también nos salen arrugas, esta debe ser la última parte a masajear, debes inclinar tu cabeza y con las manos hacer movimientos ascendentes y descendentes hasta la parte de los hombros. Se recomienda por medio de alguna crema exfoliante retirar las células muertas de esta zona para que tenga una mejor apariencia.